EL BLOG COMPARTIDO

jueves, 24 de junio de 2010

Un escritor precoz.





Michael Whelan


Gustave Flaubert tuvo muy pronto afición a escribir. A los nueve años- apenas sabe trazar las letras y comete faltas de ortografía- envía esta carta a su compañero Ernest Chevalier:
"Si quieres podemos asociarnos para escribir: yo escribiré comedias y tú escribirás tus sueños, y como hay una señora que viene de visita a casa y que siempre nos cuenta sus tonterías, yo las escribiré..."
Se trata de su primera "carta de escribir" , en la que, si bien el propósito es sorprendente, no  sería aventurado encontrar una prueba segura de su vocación.
No haré sino decir la verdad. Durante toda su vida, Flaubert estuvo obsesionado por los viajes, o más bien, por el viaje, en tanto extrañamiento, descubrimiento y evasión. El viaje es como un alejamiento violento del medio en el que se vive, cuya mezquindad no tarda en percibir, cuando ya no puede acomodarse a él, cuando se ve obligado a fulminar las costumbres, los pensamientos utilitarios, los estrechos hábitos y los limitados horizontes de los habitantes de su ciudad, de su provincia y de su país. Cuando pasa enclaustrado la mayor parte de su vida, lo hace por devoción al arte, pero también por escapar de la vida cotidiana y poder embriagarse con unos sueños que le transportan a unas tierras de promisión.

¡Oh el pensamiento! océano sin limites, quisiera reinventar... 

Faustino


                                       

2 comentarios:

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Ingenioso desde niño.

Gracias por darlo a conocer.

Besos.Montserrat

Marpin y La Rana dijo...

Gracias a ti por tu visita y comentario. Un beso.