EL BLOG COMPARTIDO

lunes, 27 de julio de 2015

A la atención del alcalde de Cartagena: El monasterio de San Ginés de la Jara es propiedad del Banco de Santander. (Solvia sociedad inmobiliaria del banco de Santander) Los bancos nos han metido en la crisis y se han apropiado hasta de los monumentos de España. ¿Qué hacemos?




¿No sabe por dónde empezar la restauración del monasterio de San Ginés de la Jara? 


Vamos a ver, señor alcalde. Lo primero. Contratación de 2 ó 3 familias en paro y desahuciadas, con ilusiones y ganas de trabajar, personas dispuestas a  realizar las tareas o  labores de caseros, con experiencia y habilidades para la albañilería,  jardinería,  pintura, restauración, limpieza, carpintería, , fontanería, electricidad y etc.  Familias con un contrato fijo, que vivirán en las reconstruidas dependencias del Monasterio de San Gines de la Jara. Estas familias cuidaran el entorno y crearan huertos, regentaránn  la cantina y un albergue con plazas limitadas  y precios asequibles...

Dejo mis ideas a su entera disposición, señor alcalde de Cartagena, siempre y cuando el proyecto sea por el bien de nuestros conciudadanos y hermosa tierra.

Un  saludo namasté de MABG

4 comentarios:

Anónimo dijo...

tócate los huevos machote y date una vuelta por el paseo del muelle

Anónimo dijo...

Que bonito, ya imagino a esas familias felices, saltando por el huerto y riendo, mientras hacen las labores matinales para reparar el monasterio, familiar con conocimientos de restauración histórico, conociendo las plantas y jardines, sabiendo de estructuras, pesos, vigas, etc, restaurando muebles y todos felices, los niños sonreirian mientras aprenden las labores de sus padres. Es maravilloso, me lo estoy imaginando mientrass me hincho a cerveza y me descojono.

EL BLOG DE MARPIN Y LA RANA dijo...

¡Namasté! Me hace mucha gracia tu comentario.Amigo anónimo: A ti te importa un bledo el asunto monasterio, aun así opinas -menospreciando una oportunidad para los que lo han perdido todo o casi todo, personas que tú o usted -ya visiona feliz y contenta, brincando y saltando gozosos por los huertos y entre los macizos de flores, etc, otra vez etc.

Olvida un detalle muy importante, amigo, las familias del monasterio no estarán solas ni abandonadas a su suerte, ya que tendrán la colaboración y cooperación de cientos y cientos de paisanos con conocimientos de arquitectura, biología; restauración,arte... al servicio de la gente que sufre y no es feliz. Creando un espacio maravilloso de los escombros.

Yo creo, si me permites un rasgo de sinceridad: Veo, veo a una persona impasible e indolente bebiendo cerveza mientras sus congéneres malviven.

Marpin_

Anónimo dijo...


jijiji