EL BLOG COMPARTIDO

miércoles, 5 de enero de 2011

El demonio de la Nada.




Una flecha salió disparada hasta un blanco viscoso, que reptaba por la inmensa cordillera Espacio y  Tiempo, "el veloz blanco" desviaba con malas artes las flechas del arquero, que yacía extenuado y malherido. Le había perseguido durante semanas y se sentía impotente por no alcanzar al que había arrasado su poblado, a su familia y vecinos. "Afligido de pensar que iba a morir, sintió que era el ser más desgraciado del universo, tan absorto y ensimismado estaba en sus lamentaciones, que no escuchó la voz de una mujer envuelta en harapos que venía cantando por la senda.

El arquero tensó la cuerda de su flexible arco y volvió a disparar otra flecha.

-La mujer con una media sonrisa  le preguntó a  quién le disparaba, porque  ella no veía ningún enemigo, pieza de caza  ni amenaza a la vista.

A Nada - le respondió en un hilo apenas inaudible el malherido flechador.

-¿Y qué es Nada?

- ¿Quieres saber qué es Nada?

-Sí - le replicó intrigada.

- Nada es un Demonio trepador,  visible o invisible como ahora mismo.

-Descansa y bebe agua - le interrumpió la mujer, mientras sacaba del zurrón unos urguentos curativos.

- ¿Es una pócima mágica, acaso eres una bruja buena?.

- Es medicina para aliviar el sufrimiento. Soy Anumary, y conozco al demonio Trepador. En nuestro país  le llaman " Malsani"...¡Ya ves! -prosiguió la mujer que estaba embarazada. Hoy, pensaba que la vida es injusta.  Malsani o Nada, provoca caos y plagas.  Envenena los campos, manantiales y ríos. El poder de sus alas puede contaminar mares y corrientes termales. Ha matado a mis  hermanos y hermanas, a mi esposo,  un anciano que me azotaba cuando no accedía a sus deseos carnales. Es lo único favorable que Nada o Malsani ha hecho por mí. Unos bandoleros me ultrajaron y violaron, es evidente que estoy embarazada. Los bandidos me hurtaron la bolsa de viaje,  ayer me sentía derrotada y asqueada,  hoy siento que soy afortunada, te he encontrado a ti y tengo mi zurrón.

A la mañana siguiente,  la enhiesta  hierba,  la tristeza y la pareja satisfechos contemplaban el camino pedregoso. - "Hay personas más desgraciadas que nosotros". Ya sé que no es un consuelo- le susurró él a ella en el lóbulo de la oreja.

La joven mujer se habia tumbado al lado del arquero,  estuvieron hablando de la guerra en el mundo, de la peste que dominaba Oriente y Occidente, de ellos y de la naturaleza. Poco después cerraron los párpados y se durmieron profundamente.

Unos meses más tarde,  Anumary le cantaba al repuesto arquero: - "Me gusta verte contento". A mediados de enero llegará el hijo que llevo en las entrañas.

-Él  afirmo con  dulzura:  - Sí tu quieres,  yo seré un buen padre para el bebé.

Sí, si quiero, -replicó dichosa. 


Y colorin colorado se ha terminado.

 FIN



  Marpin_

2 comentarios:

Pilar dijo...

La nada llega callada y se sienta algo lejos, pero si no estás atento va cubriendolo todo.

Un beso

Anónimo dijo...

Me ha encantado.

Eva de Galicia