EL BLOG COMPARTIDO

sábado, 9 de octubre de 2010

EL MIEDO A LAS PALABRAS


¡Feliz Sábado!

¿Eso de ahí es una linea de expresión? ¡Dime, espejo mágico! O mejor no me digas, Si ya lo sé. Trataremos poéticamente el tema. "Oh surco que las huellas de la experiencia deja en mi semblante". Jajajaja ¡Cuántos rodeos para decir que tengo otra puñetera arruga!
Miedo a las palabras: he ahí la cuestión.  "Persona de color" (¿de qué color?): para decir que alguien es negro o negra. "Políticamente incorrecto": para decir que fulanito o menganita  han quedado como el culo. "Difícil de mirar", traducido por es más feo que Picio. Por cierto, Picio era un zapatero acusado injustamente de un delito no cometido, y del berrinche y disgusto al hombre le salieron unas pupas y se le deformó el rostro, de ahí el refrán. 

Tenemos miedo a las palabras, cuando sería mejor  decir las cosas de una forma sencilla y honesta que hacer girar el diccionario buscando sustitutos que presenten a nuestros pensamientos con vestidos más amables. 

Mundo-Blog, a veces, tiene miedo a las palabras. En este Blog nos gustaría que nunca tuvieran miedo a decirnos lo que piensan, bueno o malo. La mente humana, está preparada para sobrevivir más no para la Verdad, esa "VERITAS" absoluta que decían los clásicos. Preferimos oir un rodeo a la descarnada verdad. A veces hasta reprochamos la sinceridad de alguien que abiertamente nos dice que escribimos sin estilo o gracia, e invocamos en nuestra ayuda la educación (qué maleducado, lo que me ha dicho) el respeto (qué falta de respeto ha tenido conmigo) las normas o lo que sea. "Prefiero saber la verdad" dicen muchos, más si les dices esa verdad, o al menos, tu verdad siendo honesto,  te echan de su vida, te dejan de hablar, pasas a su lista negra. Quienes dicen que prefieren saber la verdad, generalmente, mienten. 
Aunque, claro...¿quién no miente?

El blog de Marpin y La Rana 
quiere ser el Blog sin miedo a las palabras.

2 comentarios:

Pilar dijo...

La hipocresía transformada en corrección política, lastra la sinceridad en nombre de la aparente convivencia que vendemos como idílica.

Victoria dijo...

Como dice Serrat: nunca es triste la verdad lo que no tiene es remedio..:)
¡feliz Sábado!!