EL BLOG COMPARTIDO

domingo, 23 de mayo de 2010

RELATOS NUESTROS DE CADA DIA: No, no fueron dos amores.




 Toulousse Lautrec


María, era una actriz de papeles secundarios,  alegre y desenfadada. Mujer de prodigiosa memoria,  en cada representación teatral de su grupo, se aprendía minuciosamente  su texto y el de los demás. María tenía dos amores: él y  el teatro. Cuando no estaba en el teatro y en especial junto a su amado, ella sentía amargura, ansiedad y tristeza. Sin embargo, a su lado experimentaba lo mejor de la vida y se sentía muy emocionada, deseosa de compartir con él y con todos sus momentos ,  sintiéndose viva y coleando cual sirena.

De la noche a la mañana uno de sus dos amores se marchó. Inmediatamente, sufrió un trastorno lento y progresivo donde terminó enloqueciendo. Fue ingresada por su familia en una casa de salud mental, adaptándose con suma rapidez a un entorno hostil y desconocido. En su mente sólo quedaba el vestigio de su único y verdadero AMOR: el teatro.

Durante el resto "de su nada y mucha permanente existencia" en aquella casa de salud mental, estuvo ajena al personal sanitario y compañeros,  dejando correr el tiempo y representando mil personajes que   interpretaba a la perfección,  pues había aprendido el texto desde el principio hasta el  final de muchas obras de teatro, y las tenía  memorizadas de mil maneras. Y a  cada nuevo amanecer ,su nublada conciencia, sencillamente,  representaba una obra de teatro con  todos sus personajes; gimiendo, gritando, riendo o gesticulando. Ajena a la vida, a su pasado y a su  presente. Abrazada a su único amor. Descargando lastre por  propia voluntad u obligada. Representando   su papel y el de otros  desde su cruda y aislada realidad hasta el fin de sus días...

                                                                            
Marpin_

6 comentarios:

FABIA dijo...

Dentro de su locura era afortunada, al menos tenia algo a lo que agarrarse, con sus personajes estaria menos sola en un lugar asi.
Besinos, buen domingo.

Anónimo dijo...

¡tiene las piernas demasiado abiertas!!
comentario de Mata

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Se fue creando su propio mundo, no podía soportar la pérdida de la persona amada.

Hay Centros de Salut Mental, que tienen buenos medios y tratamientos estupoendos.Hay que luchar y protestar para que la Crisis del gobierno, no afecte a la Sanidad y las Prestaciones a estas personas que tanto lo necesitan

Un abrazo, Montserrat

Marpin y La Rana dijo...

Besinos, Fabia. La locura y la soledad son malas compañeras.

Buen domingo.

Marpin y La Rana dijo...

Tienes razón Montserrat, los enfermos no deben dejar de tener la asistencia que precisen, sea cual sea el gobierno que esté en el poder.

Un abrazo.

Anónimo dijo...

Yo soy María
Tú eres María
Él o Ella son María
Abandonados generalmente del amor y representando papeles,
Todos somos María.

María.