EL BLOG COMPARTIDO

miércoles, 19 de agosto de 2015

¡Feliz día! Yo me llamo Miguel Ángel y vivo en Cartagena. España. ¿Las personas que escriben en un BLOG son testimonios imperecederos para el futuro? ¿Los blogs serán inmortales y sus creadores pasaran a la efímera posteridad de la memoria de la existencia humana en la Tierra?





Qué  sucede con las palabras perdidas, con las que decimos o hemos dicho a lo largo de nuestra existencia...
¿Caen la mitad o más de las palabras en las tumbas del olvido? ¿Dónde acaban las palabras perdidas? 
Acaso... ¿se pierden para siempre?   

MABG.

Marpin y la Rana.