EL BLOG COMPARTIDO

lunes, 20 de octubre de 2014

¿LOS POLÍTICOS hacen MAGIA NEGRA?



Los peligros que amenazaban al ser humano nacieron inicialmente dentro de él, en su mente, incapaz de comprender algunos de los fenómenos de la misma Naturaleza.
Luego, con el tiempo, descubrió que la mayor amenaza contra su seguridad provenía, principalmente, de sus propios  semejantes.
Vio que el más fuerte dominaba a los otros y que los débiles veían disminuidas sus posibilidades de supervivencia, frente a los cataclismos naturales y a la fuerza desatada de los elementos, y también, de mucho más patente, ante la agresividad de sus congéneres.
Instintivamente, esos seres más débiles buscaron el modo de protegerse, de vencer a sus enemigos, visibles e invisibles, y de curarse de sus enfermedades por medio de ciertos ritos, actitudes o palabras que les concedieran la inmunidad y el poder sobre los demás.
Gran parte de la Magia se basa en la creencia de que existen ciertas relaciones de simpatía entre las cosas; por ejemplo, el pelo, el vestido o la contrafigura de una persona están relacionados con el "todo" de esa misma persona y pueden influir en ella.
Hay quien opina que la Magia es el primer rudimento de la Ciencia.



Martín del Río, en su obra "Disquisiciones Mágicas"opina que hay una magia natural, que no es más que el conocimiento profundo de los secretos de la Naturaleza.
Pero la Gran Magia, es decir, la Magia Negra, es el arte superticioso por medio del cual consiguen los iniciados, con la ayuda de los demonios, cosas imposibles y extraordinarias.
El mundo que vio la Magia tenia un concepto animista de ese mismo mundo. En él, todos los seres, hombres y dioses, el mar, la tierra y las estrellas, encerraban un alma.
EL "Ká", es decir, el "Doble" reproducía  para los antiguos egipcios, de forma inmaterial, la imagen del cuerpo. Al morir el cuerpo, el Ká -adquiría existencia propia, pero no podía vivir sin su soporte mágico: la momia o la estatua del difunto.
El alma se representaba a veces en forma de pájaro, como puede verse en algunas pinturas funerarias. En Caldea, en Egipto y en diversidad de civilizaciones de Oriente y Occidente, los magos llegaron a formar una casta sacerdotal. Pero el pueblo también tuvo sus magos, con su cortejo infernal de conjuros, ritos y fórmulas de brujería.


                                     Marpin y la Rana.