EL BLOG COMPARTIDO

jueves, 8 de mayo de 2014

¡Hola! ¡qué pasa, cómo estás vecina!


-¡Muy buen día tengas! No pasa nada. Yo estoy bien.

Continuamente suceden cosas, vecina. Hace años que contestas lo mismo, cuándo te pregunto, ¿Cómo vas?.

-Es cierto, a cada minuto nacen y mueren personas. Hay terremotos e inundaciones, guerras y treguas. Viejos odios y nuevos amores..., Si te digo que estoy regular o mal. Me preguntaras:  
¿Por qué?  Y no me apetece, vecino. No tengo ganas de explicaciones, desahogarme o  justificarme. ¡Para qué!

Ok. Entiendo. (El ascensor abre sus puertas como las alas de una mariposa, y los dos vecinos salen del edificio a la calle, tomando direcciones opuestas.) 

Hasta luego, vecina.

-Adiós, vecino.








                                  Marpin y la Rana.

No hay comentarios: