EL BLOG COMPARTIDO

domingo, 14 de octubre de 2012

Entre los Salvajes, el interés personal habla con tanta fuerza como entre nosotros, pero no dice las mismas cosas:




El amor de la sociedad y el cuidado de su defensa común son los únicos lazos que los unen: la palabra propiedad, que cuesta tantos crímenes a nuestros hombres honestos, casi no tiene sentido entre ellos: entre ellos no tienen discusiones de intereses que los dividan; nada que los lleve a engañarse mutuamente; la estima pública es el único bien al que aspira cada cual y que todos merecen(...). Lo digo con pesar; el hombre de bien es aquel que no necesita engañar a nadie y el salvaje es este hombre.

"Se han corrompido nuestras almas a medida que nuestras ciencias y nuestras artes han avanzado hacía la perfección."

-ROUSSEAU-

Marpin y la Rana

No hay comentarios: